NINGÚN MONTAJE

No creo que la ya famosa grabación del Alcalde sea un “montaje” como él dice. Nada de eso tiene la Queja Disciplinaria que elevé ante el Procurador. Quienes quieran conocerla, la encuentran en mi blog. Por cierto, el doctor Édgar Cortés, uno de los representantes judiciales del Municipio, conocido abogado de la ciudad y columnista de este diario, sostuvo en declaraciones publicadas por La Opinión en dos oportunidades, la última de ellas en la sección “Corto Circuito” del domingo pasado, que una mujer entró al despacho del alcalde y lo grabó. Yo no sé si fue una mujer y si conversaron en el despacho del alcalde o en otro sitio, pero sí creo firmemente que la grabación contiene la voz del alcalde, y también creo que fue grabada por la víctima de una de las extorsiones a las que con tanta frecuencia tienen que someterse los posibles beneficiarios de las decisiones de la administración pública colombiana. No es un caso aislado, sino apenas uno de los pocos develados entre muchos miles que permanecen ocultos. En todo caso, esa triste recurrencia, ese mal de muchos, no debe ser consuelo de tontos y menos un pretexto para ablandar a la justicia y a la opinión pública cucuteña.

Dizque el buen nombre de la ciudad y la estabilidad de la administración municipal se perjudican porque la corrupción se denuncia (¡qué tal!), dicen algunos esgrimiendo razones que ni comparto ni respondo, y sí en cambio responsabilizo de la marcha regresiva de Cúcuta, arrastrada hacia atrás por una forma de gobierno que se sirve de la coima como criterio fundamental de sus decisiones discrecionales, y nos ha condenado a un lugar ya muy distante de las primeras ciudades colombianas si consideramos su desarrollo económico y social. 


“Fulanito de Tal dijo que no… entonces se va”, dice la grabación. Que levante la mano quien haya firmado un contrato millonario con el Municipio de Cúcuta en los últimos diez años y no haya tenido que pagar para ser favorecido. Me gustaría conocerlo. En cambio, si conozco muchos cucuteños que han ganado limpiamente licitaciones públicas en otros departamentos y ciudades, lo que no les pasa aquí, donde si no hay tajada, no hay contrato, y punto.


Como yo quiero que Cúcuta cambie y mejore, no acepto que las decisiones sobre el ordenamiento territorial, el uso del suelo y el trazado de la línea del perímetro urbano, sin duda las más importantes en materia de planificación urbana y sobre las que versa la grabación conocida, estén sometidas al criterio de la coima, donde el que paga entra y el que no paga se queda por fuera. Eso no es planificación. Eso no trae desarrollo sino caos, y desde hace décadas es la causa de muchos de los problemas de la ciudad. 


Como la transparencia implica desarrollo, quien pide tajada, fomenta el atraso. Si la coima manda la parada entre los políticos locales, pues pagaré el precio de no ser amigo de ellos, entre otras cosas porque politiqueros de esa condición pululan en este Departamento y no encuentro razones de conveniencia personal para asociarme a un club de gente simplona que no va para ningún lado. Mejor dicho, más vale solo que mal acompañado.


Post Data: Qué casualidad haber leído ayer en El Espectador que también Jorge Luís Alfonzo, el hijo de “La Gata” sindicado de homicidio por la Fiscalía, dice ser víctima de un “montaje” de sus adversarios políticos.


Documentos anexos


Queja ante el Procurador General de la Nación

https://dl.dropbox.com/u/91606681/PROCESOS%20ALCALDE%20CUCUTA/QUEJA%20DISCIPLINARIA%20ALCALDE%20CUCUTA.pdf

La grabación en página web de La Opinión
http://www.laopinion.com.co/demo/index.php?option=com_content&task=view&id=403093&Itemid=113

La grabación en la página web de El Tiempo

http://www.eltiempo.com/justicia/denuncian-a-alcalde-de-ccuta-por-presunto-caso-de-soborno_12190776-4

12/9/12